Cómo señalizar una avería en carretera

En la carretera, la seguridad lo es todo. Una correcta señalización del vehículo ante un imprevisto en la calzada es imprescindible para prevenir y evitar accidentes. A continuación, aportamos las claves para poner a salvo a ti y al resto de conductores en caso de tener detener el vehículo.

Comenzamos con algo que nunca se debe olvidar: ponernos el chaleco reflectante. Necesitas que los demás coches te vean con claridad cuando vayas a situar los triángulos de emergencia. Recuerda que el chaleco debe estar siempre a mano en la parte delantera del vehículo, para poder ponértelo antes de bajar del mismo. Y una aclaración: es imprescindible usarlo tanto de noche como de día.

Si nos vemos forzados a detener el vehículo, una recomendación: hacerlo siempre que sea posible en un lugar donde sea visible para el resto de conductores. Lo más importante es que no entorpezca la circulación. Las curvas, o las zonas de entrada y salida de las rotondas son, por tanto, las menos indicadas.

En cuanto a los triángulos, debemos señalizar el estacionamiento colocándolos a una distancia de 50 metros, tanto de la parte posterior como delantera de tu vehículos. De esta forma, los triángulos serán visibles a 100 metros de distancia, y daremos margen a los otros conductores a que nos vean y reaccionen.

Una vez estacionado y señalizado el vehículo de forma adecuada avisa al servicio de carreteras. En esos momentos, confiar en empresas como Grúas Tomi es apostar por la tranquilidad y seguridad de la mano de los mejores profesionales del sector.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>