Motociclismo-Motor_82001934_223915_1706x960

Precaución en las carreteras con lluvia (II)

La semana pasada os hablábamos en este blog sobre lo complicado que es conducir con lluvia y también os dábamos algunos consejos útiles que queremos ampliar:

  • Es imprescindible prestar atención a los charcos y balsas de agua porque estos pueden provocar aquaplaning, un efecto producido cuando los neumáticos son incapaces de evacuar el agua que hay en la calzada. Esto provoca que el coche se deslice por una fina capa de agua situada entre los neumáticos y la carretera.
  • La clave para mantenernos bien seguros en la carretera es la precaución, especialmente cuando empieza a llover. Hay que prestar especial atención y, del mismo modo, tener mucho cuidado con la velocidad y el tipo de conducción que mantengamos durante la ruta.
  • Los charcos suponen un grave problema para la adherencia del vehículo, por lo tanto deben, en la medida de lo posible, evitarse. Tenemos que tener en cuenta que en estos casos desconocemos la profundidad o si está tapando, por ejemplo, una alcantarilla.
  • Seguir la huella del coche que circula delante, ya que las ruedas secan la calzada y, por lo tanto, la marca que haya dejado el coche que nos precede estará más seca que el resto de la carretera.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>